El protocolo es el siguiente: en el momento que un o una deportista sienta cualquier síntoma debe quedarse en su casa e inmediatamente llamar al ambulatorio de su municipio para informar de la situación. Desde Osakidetza se pondrán en contacto con el o la deportista y los/as rastreadores harán el seguimiento de sus contactos cercanos y decidirán a qué personas les hacen PCR-s y a quiénes les obligan realizar la cuarentena.

Es importante que cada club tenga una persona responsable para gestionar estos casos y que esta persona también se ponga en contacto con el rastreador de Osakidetza, que previamente haya llamado al o a la deportista, para explicar la situación del club y facilitar en la medida de lo posible los contactos directos que se hayan producido dentro del club.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad